• Black Facebook Icon
  • Black Twitter Icon
  • Black LinkedIn Icon
  • Icono Google+ Negro
  • Black Instagram Icon
  • Black Yelp Icon

Hermosillo, México

Please reload

Recent Posts

I'm busy working on my blog posts. Watch this space!

Please reload

Featured Posts

5 PASOS PARA ELEGIR EL PROGRAMA DE CÓMPUTO ADECUADO PARA LA EMPRESA.

February 28, 2017

La selección de una solución de un programa de cómputo para llevar la contabilidad y la operación en la empresa es una decisión crucial en cualquier organización, pero una mala elección puede resultar muy dolorosa y costosa en tiempo y dinero para el empresario.

 

 

Es por esto que los empresarios necesitan orientación y apoyo para establecer un correcto proceso de selección de un programa de cómputo para sus finanzas y operación del negocio.   Cuando elegimos un programa de cómputo principalmente la contabilidad y operaciones la empresa estará vinculada por muchos años a los servicios de soporte del proveedor. Para realizar una selección correcta y ordena se sugieren cinco pasos, que pueden ayudar al empresario en optimizar el tiempo para elegir y maximizar las probabilidades de seleccionar el programa de cómputo apropiado.

 

1 – Identificar los procesos y requerimientos críticos.

La mayoría de los proyectos de instalación de programas de cómputo fracasan por no tener claramente definidos e identificados sus procesos clave, el sello distintivo de su empresa, su modelo de negocio. Así, el primer paso de la selección radica en documentar detalladamente los requerimientos críticos que debería cumplir el sistema. Si la empresa no conoce sus necesidades, ¿cómo podrá determinar cuál es la solución más adecuada?

 

2 - Construir una lista de posibles proveedores de programa de cómputo.

En el mercado, distintos proveedores ofrecen diversas soluciones de sistemas, cada una con sus propias funcionalidades, fortalezas y debilidades. Ahora bien, en este punto, usted ya cuenta con un listado de potenciales proveedores. ¿Cómo obtener información para orientar el proceso de selección? En primer lugar, solicite referencias. Una alternativa es acordar con el proveedor la visita a algún cliente con características similares a su empresa, por cantidad de empleados o por la problemática a resolver. Con base en estas referencias, usted sabrá qué esperar de cada proveedor. Además del proveedor de software, es importante evaluar a la empresa implementadora. En general, las causas de insatisfacción radican más en el implementador que en el proveedor del sistema.

 

3 - Analizar fortalezas y debilidades de cada propuesta

Las fortalezas y debilidades de las distintas ofertas pueden separarse en diferentes componentes de medición, y cada uno en distintos sub conceptos que brindan información clave para tomar la decisión: a) Empresa proveedora del software (empresa que desarrolla el programa). ¿Cuál es la antigüedad del proveedor en el mercado? ¿Cuál es su grado de compromiso con sus clientes? ¿Cuántos clientes tiene el proveedor en la misma industria? b) Empresa que implementadora (instaladora del programa). ¿Cuántas implementaciones ha realizado? ¿Cuál es su relación con el proveedor del software? ¿Cuántos clientes tiene en la misma industria? c) Costo total del proyecto ¿Cuál es el costo del hardware para poner en marcha el software? ¿Cuánto cuesta la infraestructura de soporte al proyecto? ¿Cuál es el costo de las licencias? ¿Cuál es el costo interno de implementación? ¿Cuál es el costo externo? ¿Cuánto cuesta la capacitación necesaria para que los empleados utilicen el sistema? ¿Cuál es el costo del servicio de soporte? Esta lista no es exhaustiva. Sólo brinda un ejemplo de los principales factores a considerarse.

 

4 - Determinar la mejor solución

Para identificar la solución más adecuada, el equipo del proyecto de selección debe estar formado por representantes calificados de cada una de las áreas de negocio. Incluso, para minimizar los riesgos de fracaso, cada integrante debería estar vinculado a algún tipo de medición relacionada con el proyecto. El líder del equipo, por su parte, también debería relacionarse a algún tipo de resultado. Generalmente en la instancia final de selección se cuenta con una terna de posibles proveedores, ordenados de acuerdo a los criterios que previamente acordó el equipo del proyecto de selección. La mejor opción debería ser el primero de la lista. El segundo es la opción alternativa en caso que no se llegue a un acuerdo con el primero.

 

5 - negociar y contratar

Desafortunadamente, en muchas organizaciones, la única meta es obtener el precio más bajo posible. Así, las negociaciones se convierten en un estira y afloje donde se discute cada centavo del precio. Si bien esta actitud pudiera parecer un ahorro en el corto plazo, tarde o temprano, la empresa acabará pagando por su excesivo énfasis en los costos. Concentrarse en la discusión del precio generalmente deriva una merma en la cantidad y/o calidad de los servicios. Dado que la relación con el proveedor durará muchos años, lo mejor es contar con una estrategia de negociación que considere que ambas partes deben salir beneficiadas con el acuerdo.